Aquí quiero estar, no me imagino en otro lugar.

Peña decidió no continuar sus estudios tras el instituto y comenzó su periplo profesional, en una empresa de climatización, como camarera en terrazas de verano, en una pizzería, regentó su propio bar, en una droguería, en una farmacia y como dependienta en una tienda de ropa. Esta última experiencia le condujo a crear su propio negocio. Aún más osada, arrancó su andadura en plena crisis, en agosto de 2008. Contaba con el apoyo familiar y un local muy bien situado, había movimiento, eran apenas dos tiendas, tres, y ‘nos manejábamos bien’. Los primeros años daban para un sueldo, los gastos del local, mercancía, ‘he pasado por todas las etapas’, también las de ‘salir comida por servida’, incluso las de ‘perder’.

En este momento, a pesar de ser extremadamente positiva tiene una visión ecuánime y no ve luz al final del camino. Pensé, ‘no hay mal que mil años dure, iremos a mejor’, ya no lo pienso, ‘no porque haya perdido la esperanza si no porque es la realidad social en la que vivo’.

Me considero profesional, mantengo mi línea de negocio, soy boutique, no he claudicado al mercado asiático, no vendo por precio, trabajo con colecciones y empresas que bajo sus marcas ofrecen un sello de calidad y exclusividad.

En este momento en la localidad somos doce o más establecimientos dedicados al textil, aún bien avenidos, somos competencia. Todos y todas nos enfrentamos no sólo a la fuga de comercio local, también al gigante Amazon y resto de compañías que operan por internet. Nos hemos resignado y aferrado a dos campañas de stock locales como tabla de salvación y no es suficiente. La mejora del sector comercial local, sólo será posible cuando se asuma que necesitamos público objetivo a quienes vender, trabajar en un plan de desarrollo sostenible y turismo de calidad. No vivimos de la agricultura, no hay industria, ‘somos turismo’. La activación no parte de hacer muchas cosas y quedarnos en lo local, sino trabajar por atraer potenciales clientes. Sin olvidar la formación en servicios y mentalizar desde edades tempranas que el consumo en el pueblo, activa la economía y genera empleo.

Su amor platónico llegó una noche de carnaval para quedarse con el único coste de una cerveza. Tras 25 años juntos y a pesar de que su marido atiende sus cultivos en otra población y pasan separados el verano, son inevitables las siete llamadas diarias para conectarse. Y si algo le duele es estar alejada de su hijo Pedro que este año comenzó la universidad, en Madrid.  A pesar de la soledad que en momentos le agobia, no pierde la sonrisa.

Lectora incansable, cuenta con una nutrida panda de amigas y amigos y -escríbelo, dice- si algo me gusta es disfrutar con mi marido y los paseos juntos en moto. ‘Y me encanta escaparme a mi pueblo de origen, Guisando y coger agua y sus fiestas de San Miguel’. Lo mejor de vivir aquí, suena a tópico, es la calidad de vida, si bien los inviernos son duros, poco dinámicos, ‘aburridos’, lo dice con sonrisa incluida.

Es admirable su positividad y su alegría, a pesar de que es realista y asume las dificultades que le toca vivir. Es mujer real, rural, Sácralida y modelo a seguir, siempre dispuesta a arrimar el hombro, a sumar que recibe con una sonrisa y eso te hace confiar y apostar por descubrirla.

 

GRACIAS Peña,

por el mérito de exponerte en primer lugar por ser espontanea y transparente, por compartir y siempre estar. Continuamos sumando mujeres modelos a seguir, hábiles, con un elevado concepto de nuestras capacidades, llamadas a tomar el mando y alejadas de la mediocridad, libres, decididas y retadoras nos queremos.


 

GRACIAS Peña,

por el mérito de exponerte en primer lugar por ser espontanea y transparente, por compartir y siempre estar. ELLA es real, rural, alegría y modelo a seguir. No estás sola, no estamos solas, cada vez somos más. Continuamos sumando mujeres modelos a seguir, hábiles, con un elevado concepto de nuestras capacidades, llamadas a tomar el mando y alejadas de la mediocridad, libres, decididas y retadoras nos queremos.


Créditos

Dirección y Desarrollo_Lucía García·Muñoz. / Dirección de Imagen_Lizuáin. / Fotografía_ Alejandra Lozano López. / Diseño Gráfico_Mamey Studio. / Peluquería_Gema de Castro Álvarez. / Make Up_Ana Gonzalez Guerro. / Localización_Arenas de San Pedro, Ávila.